Desnitrificadores

El desnitrificador es un equipo de intercambio iónico el cual, por medio de resinas, reemplaza aniones disueltos con mayor afinidad por la resina que los cloruros por estos últimos. Esta alternativa es altamente recomendable en aguas de alto contenido de nitratos y baja salinidad, donde no es necesario desmineralizar.

Las resinas, son pequeñas esferas de diámetro aproximado 0.5 mm, constituidas por polímeros especiales en cuya superficie se produce el intercambio de aniones (Nitratos, Sulfatos, etc. por Cloruros).

Una vez que esta resina se satura por absorción de aniones, se hace necesario regenerar la misma a través del pasaje de una mezcla saturada de agua y cloruro de sodio (sal común).

Estos ciclos, conocidos como regeneraciones pueden ser establecidos en forma manual, por el usuario, o en forma totalmente automática, ya sea por tiempos o por caudal.

La frecuencia de estos ciclos esta determinada por la relación existente entre la cantidad de resina en el tanque, el contenido de aniones en el agua de alimentación y el caudal de consumo del proceso.

La automatización por tiempos determina que, luego de un determinado número de horas de funcionamiento, se inicie el ciclo de regeneración de las resinas, mientras que en la automatización por caudal, la misma solo se efectúa cuando un caudal predeterminado en el cabezal de control ha circulado por el sistema.

Es esta la opción más segura en cuanto a mantener la calidad del agua en forma constante ya que utilizando automatización por tiempos, la cual es independiente del caudal, se corre el riesgo de que, frente a un exceso de consumo de agua, se sature la resina antes de iniciarse el ciclo de regeneración por lo cual el equipo envía agua sin tratar a las bocas de consumo hasta tanto no se inicie nuevamente este ciclo de regeneración, mientras que utilizando automatización por caudal, se asegura que siempre el equipo estará trabajando en la forma correcta.

No obstante, a través de la automatización por caudal existe el riesgo de que se inicie el ciclo de regeneración en algún momento del día durante el cual se haga necesario su uso y que el equipo no este trabajando, ya que, durante el ciclo de regeneración el cual tiene una duración, según la cantidad de resina y tamaño del tanque, de alrededor de 90 minutos, el equipo queda fuera de servicio.

En caso de existir presencia de algún tipo de materia orgánica o inorgánica en suspensión en cantidades apreciables, se hace necesaria la colocación de una cadena de filtrado apta para retener partículas del tipo que se hagan presentes en el agua de alimentación.