Inicio
English
Portugues
Mapa de sitio
Web Mail
 
    Potabilización de agua en comunas y municipios
     
Menu Potabilización de agua en comunas y municipios  
     
  Productos Relacionados
     
   
Ósmosis inversa
 
Generadores de ozono
 
Ultravioleta
 
Carbón activado
 
Filtros multimedia
 
Desnitrificadores
 
Remoción de Arsénico - VSN-33
 

  Casos de Estudio
     
   
 

 
 
 

Según la Organización de las Naciones Unidas (ONU), en la actualidad, de los 6.250 millones de habitantes, 1.100 millones no tienen acceso al agua potable y 2.400 millones carecen de un saneamiento adecuado. Las cifras involucran en valores aproximados al 40 por ciento de la población mundial. Las páginas más negras del informe dan cuenta de que cinco millones de personas, la mayoría niños, mueren cada año por beber agua contaminada.

Unitek®, alineada a los objetivos de la ONU, cuenta con un plantel de profesionales dedicados exclusivamente a desarrollar tecnologías adecuadas a esta problemática mundial. Desde el tratamiento del agua mediante un amplio abanico de tecnologías, la gestión eficiente del recurso, hasta el re-uso del agua y su máximo aprovechamiento.

Si bien ante la problemática de la falta de agua potable, muchas comunas y municipios optan por la solución más rápida, o económica, dejan a un lado que pueden estar contaminando mas agua que la que potabilizan, siendo esto un gran problema para su futuro. Es por ello que Unitek® ofrece:

  • Pre-ingeniería y estudio de cada caso.
  • Reuso de agua.
  • Tratamiento y venta de agua In Situ.
  • Sistema de tratamiento de agua para emergencias climáticas.
  • Proceso DLC® que minimiza el efluente de cada tratamiento.

A continuación presentaremos algunas de las etapas de potabilización que pueden ser parte del diseño de una planta de tratamiento de agua, para comunas, municipios y ciudades.

ALGUNAS ETAPAS DE POTABILIZACION

Cloración es el nombre que se da al procedimiento para desinfectar el agua más comúnmente usado, utilizando el cloro o algunos de sus derivados como los hipocloritos de sodio o de calcio. Es el proceso más sencillo de esterilización y barato, la acción del cloro es de poca profundidad y las partículas en suspensión la dificultan.

Los filtros de arenas y multimedia poseen cierta acción eliminadora de bacterias, pero no como para ser considerados un tratamiento bacteriológico. Estos filtros retienen tierra, arena y algunas impurezas, pero dejan pasar algunos microorganismos y sustancias químicas disueltas.

En cuanto a los sólidos disueltos, la tecnología aplicada para su remoción, es la ósmosis inversa. En esta etapa eliminaremos contaminantes tales como, arsénico, nitratos, boro, cianuro, etc.

Si el agua pre-clorada no se encuentra muy cargada de materias en suspensión, puede bastar un filtrado como única depuración. Para cantidades pequeñas se fabrican plantas portátiles que pueden transportarse con todos sus accesorios.

Para aplicaciones en desastres naturales, donde la carga de material en suspensión puede tener grandes variaciones, es necesario la utilización de membranas de ultrafiltración, ya que otorga una filtración absoluta, por lo tanto una calidad de agua tratada constante, sin importar la calidad de agua de alimentación. Además, de ofrecer una calidad de agua óptima para la post-cloración, debido a que remueve 99,99% de virus y 99,9999% de bacterias.

Radiación ultravioleta, por medio de una lámpara de cuarzo llena de vapor de mercurio, se pueden producir rayos ultravioleta. Estos rayos destruyen el ADN de las bacterias, impidiendo su crecimiento exponencial. Esta etapa es altamente recomendable como pre-tratamiento de sistemas de membranas, tales como la ósmosis inversa, o ultrafiltración. De esta forma evitaremos el desarrollo de biofilms en la superficie de las membranas.

Ozonización, el ozono en contacto con sustancias oxidables se descompone rápidamente en oxígeno naciente y oxígeno diatómico inactivo. El primero es quien destruye la materia orgánica. Generalmente, este es utilizado para aplicaciones de comunas y municipios cuando no existe una red de distribución, y el agua es entregada en bidones o recipientes cerrados. Asegurando la esterilidad del agua hasta su consumo.

Aun cuando el término "agua potable" es de uso cotidiano, es importante tener en cuenta que la definición de este concepto varía con el tiempo: es función de las técnicas analíticas disponibles para medir los contaminantes, cambia con los conocimientos referentes a la toxicidad y depende de la legislación de cada país. Es por ello que para cualquier proyecto, nuestro departamento de ingeniería requerirá el perfil físico-químico completo del agua a tratar.

Una planta de tratamiento nunca satisface en directo la demanda, trabaja constantemente y almacena en caso de que las demandas futuras sean enormes, esto es que el diseño de la planta de tratamiento de agua nunca debe ser igual a la demanda actual, sino por el contrario se debe preparar para crecimientos futuros programados, ya sea de capacidad instalada mayor y/o modular.